¿Tienes dudas? Te asesoramos
Tel. 93 580 81 32
De Lunes a Viernes de 9:00h a 16:00h
Programa una llamada telefónica
Programa una llamada con uno de nuestros expertos
Carrito
Vacio
Contactar

¿Cómo maquetar un cuento infantil?

Preguntas Frecuentes
Fecha de publicación 12/01/2022
Publicado por  Printcolor

Maquetación libro infantil

Si has escrito un cuento infantil y quieres publicarlo, uno de los primeros pasos que darás cuando hayas terminado con el proceso de escritura es su maquetación. Si quieres autopublicar un libro infantil estos consejos sobre la maquetación de un cuento pueden serte de utilidad. También existen imprentas digitales como Printcolor que ofrecen el servicio de maquetar tu libro en caso de que no tengas conocimientos de maquetación.

Si todavía estás escribiendo un libro infantil y no tienes claro cómo hacer un buen libro ilustrado, presta atención. Los cuentos infantiles suelen venir acompañados de grandes imágenes o ilustraciones, por lo que tendrás que tener en cuenta el tamaño de las ilustraciones así como sus colores. Dependiendo de la edad para la que se escriba el libro se recomiendan ilustraciones sencillas con colores vivos, o más detalladas. Las ilustraciones deben ser de muy buena calidad, ya que son un aspecto clave en la mayoría de cuentos ilustrados. Debemos pensar que parte de la historia se cuenta a través de las imágenes. Y aunque sigue siendo importante el texto, en algunos libros ilustrados este tiene un papel secundario. De todas formas, la fuente y el tamaño de esta también son relevantes porque deben adecuarse a la edad del lector.

Aunque en un cuento infantil o libro ilustrado el contenido interior es muy importante, la portada, como también pasa con las novelas, es lo primero que llama la atención. Por lo que la portada debe tener una ilustración muy atractiva y cautivadora, seguida de un título muy llamativo. Con esto buscamos que el futuro lector o sus padres si es un libro infantil, lean la sinopsis y lo hojeen por dentro. La encuadernación, el formato y su maquetación son otros aspectos clave en los que se fijará el lector antes de adquirir un libro, por lo que deben estar muy bien cuidados.

Formato y encuadernación de un cuento

La encuadernación de un cuento del mismo modo que pasa con una novela, no tiene un formato único de encuadernación. Los cuentos para niños pequeños suelen imprimirse en cartoné y en un gramaje superior para que sean más resistentes. Aunque también hay cuentos infantiles de pocas páginas y un gramaje parecido al de las novelas. Estos libros suelen usarse para aprender a leer o contienen historias cortas con pocos dibujos para niños que empiezan a leer solos. Algunos de los formatos más habituales para los cuentos infantiles son:

  • A4 para libros ilustrados o cuentos infantiles en tapa dura.
  • 21 x 21 cm para cuentos infantiles ilustrados en tapa dura o rústica.
  • 13 x 13 cm o A5 para cuentos infantiles de un formato más pequeño en tapa blanda principalmente.

Maquetación del cuento

  • La maquetación más habitual de un cuento suele seguir la siguiente estructura. Es esencial utilizar un programa de maquetación para obtener un buen resultado final.
  • Portada ilustrada con el título y el nombre del autor e ilustrador. Es imprescindible tener una portada muy atractiva con un título llamativo.
  • Guardas ilustradas; suelen ser una continuación de las imágenes o colores de la portada y la contraportada.
  • Información de la edición, créditos y nombre del autor e ilustrador.
  • Introducción o prólogo.
  • Páginas interiores: ilustraciones y texto. Debe haber estilos de párrafo y carácter. Por lo que debemos crear en el programa de maquetación una cuadrícula base para mantener el mismo interlineado en todo el libro.
    • Las fuentes del libro deben ser las mismas y adecuarse a la temática del cuento así como a la edad de sus lectores.
    • Los guiones de diálogo deben estar bien usados.
    • No puede haber errores ortotipográficos.
    • Las ilustraciones deben estar bien insertadas, teniendo en cuenta su tamaño y tratamiento del color.
    • Las páginas deben numerarse (excepto si es un libro de muy pocas páginas para niños muy pequeños).
    • Las líneas viudas y huérfanas deben tratarse manualmente para evitar errores en el margen inferior.
    • Se recomienda empezar los capítulos en páginas impares.
  • Contraportada ilustrada con la sinopsis e ISBN del libro. La sinopsis debe llamar la atención de los padres que son quienes finalmente comprarán el libro. Por lo que debemos trabajar una sinopsis que destaque y lleve al futuro lector a abrir el libro y comprarlo.

Imprime tu libro infantil ahora


545
¿Tienes dudas? Te asesoramos
Tel. 93 580 81 32
De Lunes a Viernes de 9:00h a 16:00h
Programa una llamada telefónica
Programa una llamada con uno de nuestros expertos